menú responsive
AMÉRICA |
-/5 | 0 votos

El primer nanosatélite peruano realiza dos pruebas con éxito antes de su puesta en órbita

24/05/2010

24/05/2010 (Infodefensa.com) Lima.- El primer nanosatélite peruano, desarrollado por la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI), fue sometido con éxito a dos pruebas preliminares a una altura de 150 metros de la Tierra, mediante el uso de un globo aerostático, que permitió captar sus primeras fotografías de Lima.

Dicho aparato, denominado Chasqui I, fue transportado desde de la sede de la UNI, y su ascenso permitió medir la respuesta de los sofisticados componentes del nanosatélite a esa altura, además de probar el controlador de la cámara fotográfica adaptada en su estructura.

"Este es un satélite de investigación y ya lo tenemos bastante avanzado. Aún seguimos con los componentes más pequeños, que requieren tecnología microelectrónica, pero estas pruebas han sido exitosas", señaló el rector del organismo superior de estudios, Aurelio Padilla Ríos.

Esta autoridad universitaria detalló a la Agencia Andina que en tres meses está previsto realizar una nueva prueba aérea a una altura de 300 metros, y afirmó que solo resta completar algunos aspectos técnicos del satélite, como sus cámaras adicionales, los paneles de energía solar y todo lo referido a su "inteligencia artificial".

Asimismo, en la próxima prueba se medirá el funcionamiento del sistema eléctrico, el voltaje, la capacidad de recepción y las baterías de las celdas solares que lo dotarán de energía, así como todos los parámetros físicos y sus sistemas visuales.

"El satélite está diseñado para orbitar a 650 kilómetros de la Tierra. Próximamente someteremos a prueba la plataforma del nanosatélite para ver su resistencia, toda vez que en el cosmos hay temperaturas extremas, muy altas o muy bajas", comentó Padilla Ríos.

La UNI ya está realizando todos los trámites con las autoridades de Rusia para concretar a fines de este año o a inicios del próximo el lanzamiento del Chasqui I, desde la ciudad de Kursk, en territorio ruso. Para ello cuentan con el apoyo de la Universidad Técnica de Kursk (UTEK), que tiene experiencia y licencias para operar en el cosmos, además de contar con plataformas especiales para concretar el lanzamiento.

La puesta en órbita de este primer nanosatélite peruano no causará gasto alguno a la UNI, según lo establecido en el acuerdo de cooperación suscrito con esa universidad rusa, que cuenta con permiso del Instituto Aeroespacial de Moscú (MAI) para operar en el cosmos.

El nanosatélite peruano mide sólo 10 centímetros por lado, pesa un kilogramo, y ha sido fabricado con tecnología espacial aplicada en un aluminio capaz de resistir las extremas temperaturas del espacio, que van desde los 40 grados bajo cero a los 100 grados Celsius.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN


ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje