menú responsive
AMÉRICA | Misiones
-/5 | 0 votos

Misión Artemis

La energía solar, vital para el regreso del hombre a la Luna

Futuro asentamiento lunar. Foto: Archivo

Futuro asentamiento lunar. Foto: Archivo

07/08/2020 | Madrid    0

Convertir la energía solar en electricidad será de vital importancia para que los astronautas de la misión Artemis, que llevará de vuelta al hombre -y esta vez a la primera mujer- a la Luna en 2024, puedan vivir y trabajar en la superficie lunar. Con este objetivo, en el verano de 2021 la NASA planea lanzar el experimento PILS a bordo del Peregrine Lander de Astrobotic.

Diseñado por el Centro de Investigación Glenn, PILS empleará células solares de última generación para probar dispositivos de conversión de energía lumínica en eléctrica. Además, el experimento también recopilará datos sobre el entorno de carga eléctrica de la superficie lunar utilizando una pequeña matriz de células solares.

Al respecto, unos de los principales investigadores del proyecto Jeremiah McNatt destacó que las células solares no se han vuelto a probar en la Luna desde la época de las misiones Apolo. Y añadió: "La tecnología ha cambiado drásticamente y queremos verificar que las células solares de hoy puedan proporcionar el nivel de energía necesario para futuras misiones".

Y es que los paneles solares pueden sufrir daños y degradación por la exposición a la radiación y las partículas altamente cargadas presentes en la Luna, como también las elevadas temperaturas diurnas -que pueden alcanzar los 126 grados centígrados- pueden afectar la electrónica de los sistemas.

Ante este desafío, los científicos optaron por cubrir toda la parte superior de la estructura, excluyendo las células solares, con una película que refleje un amplio espectro de luz. De esta manera, mientras las células solares absorben la energía del Sol, el calor no debería destruir el sistema operativo.

Según lo planeado, el Peregrine Lander alunizará en la llanura Lacus Mortis, a 45 grados al norte del ecuador lunar. Debido a esta latitud, el PILS estará ubicado en un ángulo también de 45 grados respecto al módulo de aterrizaje, para apuntar directamente al Sol durante el mediodía lunar.

Asimismo, McNatt explicó que los polos lunares serán la mejor ubicación para los dispositivos solares ya que allí, de forma similar a lo que sucede en la Tierra, el Sol no se pone en ciertas épocas del año. De igual manera, los paneles rotarán para aprovechar constantemente la luz solar.

 

¡Participa con tus comentarios en esta noticia!

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

AÑADE TU COMENTARIO

Publica tu opinión sobre esta noticia.

Nombre*
e-mail*
Comentario*

Comentarios

SÍGUENOS EN


ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje