menú responsive
MUNDO
-/5 | 0 votos

Misión científica de la ESA

La sonda Philae de Rosetta aterrizará en la zona J del cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko

15/09/2014

(infoespacial.com) París.- El módulo de aterrizaje Philae de la sonda Rosetta tiene previsto posarse en la zona J, una fascinante región situada en el cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko que ofrece un potencial científico único, con una zona de actividad cercana, y un riesgo bajo de aterrizaje comparado con otros puntos considerados por la misión. La zona J se encuentra en el lóbulo pequeño o cabeza del cometa. El sitio de reserva es la zona C, localizado en el cuerpo o lóbulo grande del cuerpo sideral.

El lander de 100 kilos de peso aterrizará presumiblemente el 11 de noviembre, y empezará a activar los instrumentos que lleva a bordo en una misión sin precedentes de exploración del espacio. Las posibilidades de éxito del aterrizaje, según la Agencia Espacial Europea (ESA), gestora del proyecto, son del 70-75%.

Una docena de empresas y organizaciones españolas participa en la misión que arrancó hace más de 10 años, el tiempo que Rosetta ha pasado a la 'caza' del cometa 67P, todo un hito en la investigación espacial.

"Como hemos visto en recientes imágenes, el cometa es un mundo bello pero dramático, es interesante científicamente, pero su forma lo hace un reto operativo”, dijo Stephan Ulamec, manager de la sonda Philae, de la Agencia Espacial Alemana (DLR). "Ninguno de los lugares de aterrizaje reunía todos los criterios al 100%, pero el J es claramente la mejor solución”.

El módulo hará un análisis in situ del cometa sobre su estructura interna, campo magnético, presión de gases, distribución del polvo, propiedades mecánicas, eléctricas y termales, composición elemental, isotópica, molecular y de química orgánica. Philae también cuenta con un instrumento que perforará la superficie del cometa unos 20 centímetros.

La carrera para encontrar el lugar de aterrizaje sólo podía comenzar una vez que Rosetta llegara al cometa, y eso se produjo el 6 de agosto, lo que permitió verle de cerca por primera vez. A partir del 24 de agosto Rosetta, que se encontraba a unos 100 kilómetros de distancia, empezó a recoger datos para analizar las cinco regiones candidatas para que descienda el lander.

Desde entonces, la nave espacial se ha trasladado a unos 30 kilómetros del cometa, proporcionando mediciones científicas más detalladas de los sitios candidatos. En paralelo, los equipos de operaciones y de dinámica de vuelo han estado explorando las opciones para el módulo de aterrizaje en los cinco sitios que se barajaban como alternativas.

El pasado fin de semana, el Grupo de Selección del Lugar de Aterrizaje formado por  ingenieros y científicos del Centro de  Navegación, Operaciones y Ciencias del Philae perteneciente a la Agencia Espacial Francesa (CNES), el Centro de Control del Lander de la DLR, los científicos que representan los instrumentos del Philae y el equipo del Rosetta de la ESA se reunieron en Toulouse, Francia, para evaluar los datos disponibles y elegir la zona primaria y una de reserva.  La decision se tomó por unanimidad.

Se consideraron aspectos críticos como que la trayectoria para el despliegue de Philae en la superficie fuera segura o que el nivel de peligros visibles en la zona de aterrizaje fuera el  mínimo. También se tuvieron en cuenta la incidencia de la luz del Sol, y la frecuencia de las comunicaciones con el orbitador Rosetta.

Foto : ESA

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN


ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje