menú responsive
MUNDO
-/5 | 0 votos

Tecnología de refrigración

La ESA aumentará un 40% los datos científicos de sus antenas de espacio profundo

Estación del espacio profundo. Foto: ESA.

Estación del espacio profundo. Foto: ESA.

15/10/2021 | Madrid    0

La Agencia Espacial Europea (ESA) mejorará las tres antenas de espacio profundo de 35 metros para aumentar el retorno de los datos científicos en un 40% al enfriar el alimentador de la antena a sólo 10 grados por encima de la temperatura más baja posible en el universo.

Las estaciones terrestres de la ESA ayudan a abordar algunas de las mayores cuestiones científicas. Se utilizan para enviar instrucciones a las naves espaciales de todo el sistema solar y recibir los datos que recogen a través de un enlace descendente. “La demanda de capacidad de los enlaces descendentes de las estaciones es mayor que nunca. En los próximos años, la agencia se está preparando para lanzar nuevas naves espaciales a mayor profundidad en nuestro sistema solar y apoyar las misiones de un número cada vez mayor de agencias espaciales asociadas”, explican desde la ESA.

Las mejoras

 

Para aumentar la capacidad de los enlaces descendentes, hay que construir nuevas antenas o mejorar el rendimiento de las existentes. La ESA hace ambas cosas.  Mientras se construye en Australia una nueva y necesaria antena de espacio profundo, es importante exprimir al máximo todo el rendimiento posible de las antenas actuales.

Una serie de mejoras en la red de estaciones terrestres de la ESA se está encargando precisamente de eso. El alimentador de la antena se está enfriando a solo 10 grados por encima del cero absoluto (unos -263°C). Las mejoras actuales aumentarán hasta en un 40% la cantidad de datos que pueden descargarse desde la nave espacial, lo que permitirá, por ejemplo, recibir más imágenes de alta definición del Sol desde el Solar Orbiter durante un intervalo de comunicación.

Las futuras actualizaciones en las bandas de frecuencia más altas representarán un aumento del 80% de los datos que se pueden descargar, lo que supone casi el doble de los datos de espacio profundo que llegan a Darmstadt.

Esta tecnología inteligente también aumentará la sensibilidad de las antenas de espacio profundo de la ESA, ampliando su alcance para apoyar futuras misiones de la ESA que se aventuren hasta Urano y Neptuno.

El ingeniero de la estación terrestre de la ESA Stéphane Halté ha indicado que “con estas mejoras, la ESA está superando los límites de lo técnicamente posible y permitiendo a los científicos explorar nuevos mundos y recopilar cantidades de datos sin precedentes”.

La integración del primer nuevo alimentador de antena con refrigeración criogénica se completó en mayo de 2021 en la estación de Cebreros de la ESA, en España. La estación de la ESA en Malargüe recibirá en 2022 la misma mejora del alimentador de banda X junto con un nuevo alimentador criogénico de banda Ka, con el que se espera un aumento de la velocidad de datos de hasta el 80%. Esto beneficiará en gran medida a las misiones actuales, como BepiColombo, y a las futuras, como Juice.

 

¡Participa con tus comentarios en esta noticia!

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

AÑADE TU COMENTARIO

Publica tu opinión sobre esta noticia.

Nombre*
e-mail*
Comentario*

Comentarios

SÍGUENOS EN


ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje