menú responsive
MUNDO
-/5 | 0 votos

Pruebas en el Océano Atlántico

SpaceX busca reutilizar los propulsores del Falcon 9

05/05/2014

(infoespacial.com) Washington.- El CEO de la empresa espacial privada norteamericana SpaceX, Elon Musk, ha confirmado en una conferencia de prensa que la primera fase del cohete Falcon 9 lanzado con la nave de carga CRS-3 Dragon hizo posteriormente, el 26 de abril, un amerizaje controlado en el Océano Atlántico.

El histórico suceso fue seguido por telemetría y grabado en vídeo. Desgraciadamente la mar gruesa destruyó el cohete antes de que pudiera ser recuperado. Recuperar los cohetes lanzadores puede reducir de forma muy importante el coste porque no habrá que volverlos a construir.

Cuando el CRS-3 despegó el 18 de abril de la Plataforma de Lanzamiento 40 en Cabo Cañaveral, en Florida, la primera etapa del cohete tenía un curioso diseño art déco por las patas que los ingenieros habían empotrado al fuselaje. No tenían ninguna misión funcional para la misión. Su principal propósito era evaluar si la presencia de las patas podrían mantenerse.

Esta vez ocurrió algo distinto a otras ocasiones. Normalmente, después de separarse de la segunda etapa, el propulsor agotado cae sobre el Océano Atlántico -hace poco llegaron los restos de uno a las costas de América-; pero el día 18 de abril el propulsor encendió de nuevo su motor para la reentrada. Desplegó sus patas y se aproximó a la superficie del mar para efectuar un amerizaje. Según Musk, las probabilidades de que tuvieran éxito eran sólo del 50%, pero las lecturas de telemetría indican que el cohete hizo una aproximación suave al océano y estuvo estable durante 8 segundos antes de que se perdiera contacto.

"Estoy contento de poder confirmar que hemos sido capaces de hacer un aterrizaje suave del Falcon 9 en el Atlántico", dijo  Musk en una conferencia de prensa celebrada en Washington. "Todos los datos que recibimos indican eso y que estaba en buenas condiciones después de hacerlo", agregó. "El mar estaba agitado, y sospechamos que fue destruido por la tormenta",

Además de la telemetría, SpaceX tiene un vídeo del suceso pero no lo ha hecho público por su poca calidad. "La señal era muy débil", dijo Musk. "Estamos tratando de limpiar el vídeo para tener algo que tenga sentido. Lo limpiaremos y lo pondremos en nuestra página web para ver si la gente lo puede mejorar".

Desgraciadamente el tiempo era tan malo el día del lanzamiento que no pudieron recuperar el cohete. Musk dijo que las olas eran tan grandes que hasta la Guardia Costera de EEUU se negó a salir a alta mar. Cuando los equipos llegaron por fin al lugar dos días después, lo único que encontraron fueron piezas de interconexión utilizadas para enlazar la primera y la segunda fase y parte de una pata de aterrizaje.

Según Musk, el amerizaje supone un hito para su empresa y la industria espacial en general porque tiene un tremendo potencial de reducción de los costes de lanzamiento. "Lo que ha pasado hasta ahora es evolucionario, no revolucionario. Si podemos recuperar intacta la fase y relanzarla, el potencial tendrá realmente un impacto revolucionario en el coste del transporte espacial. El coste del combustible supone ahora sólo un 0,3% del coste del cohete o de la misión. Por ejemplo, si la misión cuesta 60 millones de dólares, el coste del combustible es de 200.000 dólares", dijo el CEO de SpaceX a los periodistas.

Musk subrayó que en el futuro será posible recuperar y reutilizar un cohete propulsor en el mismo día.

Por de pronto, SpaceX va a continuar repitiendo las pruebas de amerizaje tras las misiones de lanzamiento mientras los ingenieros de la empresa trabajan en que el proceso de reentrada sea lo más preciso posible. Musk indicó que teóricamente el control sobre el cohete es similar al de un helicóptero. "Con cada lanzamiento, y tenemos previstos varios más este año, esperamos ser cada vez más precisos y, si todo va bien, soy optimista al pensar de que seremos capaces de que la etapa aterrice en Cabo Cañaveral a finales de este año. Si eso ocurre, deberíamos ser capaces de reutilizar el propulsor principal en algún momento del año que viene", manifestó.

Foto: SpaceX

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN


ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje