Miguel Ángel Molina, GMV "El ATV tiene el tamaño de un autobús inglés rojo de dos plantas
España >

Miguel Ángel Molina, GMV "El ATV tiene el tamaño de un autobús inglés rojo de dos plantas

|

(infoespacial.com) Cristina E. Lozano. Madrid.- Miguel Ángel Molina, director de Desarrollo de Negocio y Programas – Aerospace en GMV, ha seguido en directo el despegue del ATV-3 Edoardo Amaldi desde el Centro Nacional de Estudios Espaciales (CNES) de Toulouse (Francia), donde dos técnicos de GMV integran un equipo que gestiona operaciones asociadas a la misión.

Después de haber visto despegar los vehículos automatizados de la Agencia Espacial Europea (ESA) en 2008 y 2011, este tercer lanzamiento lo afronta con más tranquilidad:  “El primero fue el más emotivo porque, por primera vez, veía con una cámara que algo en lo que yo había trabajado estaba volando de verdad”.

Sin embargo, Molina entiende la complejidad de la misión y es consciente de que la posibilidad de que las cosas no salgan según lo previsto es algo que está ahí: “Que falle la misión es malo para todos pero si encima es por nuestra culpa es peor aún. Es una cadena muy compleja y puede aparecer un error en cualquier momento”.

“Pero eso nunca ha pasado. De hecho, en el caso del ATV hasta ahora todo ha sido impecable, tanto durante el lanzamiento, como con el cohete y con la estación”, ha explicado un experto que sabe lo difícil que es manejar una nave que pesa más de 200 toneladas o, en sus propias palabras, que “tiene el tamaño de un autobús inglés de esos rojos de dos plantas”.

En su opinión, el ATV-3 es "un hito", por su tamaño y por el tipo de misión que desempeña, pero sobre todo por lo que ha supuesto en el campo de guiado. Y es que este vehículo espacial ha sido el primer artefacto de este tipo en controlar el acoplamiento de manera autónoma.

GMV Y EL FLIGHT DYNAMISC

Así, una de las principales competencias de GMV en la misión tiene que ver con el desarrollo y construcción del sistema de tierra para el guiado del vehículos. Con CNES como contratista principal, la compañía española se ha encargado de diseñar el Flight Dynamics (FD) que controla la posición orbital de la nave.

“Empezamos a trabajar en esto en 2002, después de tres años de análisis de viabilidad e investigaciones para determinar qué tecnología se podría utilizar”, ha explicado el Molina.

No solo eso. Además de en el desarrollo, GMV participa también en el mantenimiento del sistema: “Hemos resuelto incidencias que han ido surgiendo e ido incluyendo mejoras a partir de la experiencia de vuelo. Esperamos continuar en esta dinámica para el ATV-4 y el ATV-5”.

Satisfecho con su actividad en el marco de la misión de la ESA hasta ahora, Molina ve incierto el desenlace de la misión ATV y el de la Estación Espacial Internacional.

“El ATV se va a morir porque su objetivo final va a desaparecer.  En su momento se habló de que el último ATV se encargaría de desorbitar la ISS, pero está por ver. Lo único seguro es que los astronautas seguirán viajando en Soyouz”, comentó.



Recomendamos

Lo más visto